• COLORCUTS
  • Sobre la exposición
  • COLORCUTS

    ROMAN KLONEK es uno de los principales representantes de la escena gráfica alemana. Al observar la obra de Klonek, se reconoce rápidamente su preferencia por las formas reducidas y las criaturas de aspecto animal.
    criaturas de aspecto animal, que a veces recuerdan el nacimiento del cómic.

    Del 11 de marzo al 23 de abril, Jörg Heitsch expone nuevas xilografías de Roman Klonek.

    En sus viajes a mundos ajenos, Roman Klonek busca esos encuentros con lo desconocido. Utiliza un lenguaje pictórico procedente de la pintura concreta y abstracta, en parte con el colorido del arte pop y elementos narrativos.

    La fascinación de Klonek por las criaturas mixtas, los personajes fantásticos y la imaginería gráfica se remonta a su infancia, influida por los dibujos animados rusos y polacos.

    En el panorama artístico contemporáneo, Roman Klonek está considerado como uno de los artistas más destacados que trabajan con la técnica de impresión "xilográfica". Como forma de arte real, la xilografía se desarrolló en Japón ya en el siglo VIII, pero también tiene una larga tradición en Alemania, desde Alberto Durero hasta Karl Schmidt Rottluff y Jörg Immendorf.

    En vista de las tendencias artísticas actuales, fuertemente influenciadas por la diversidad de posibilidades digitales, Klonek representa aquí una posición especial. El artista se ha especializado en el llamado "corte perdido". En este proceso, las diferentes capas de color de la imagen se imprimen por capas en el sustrato, eliminándolas gradualmente, y mediante una única plancha de impresión. Así, en varios pasos de trabajo, se crea una imagen multicolor en una edición exclusiva de un máximo de 8 ejemplares. Así, las ediciones impresas a mano individualmente, que tienen sus propias características especiales debido a cada impresión en color, se consideran originales.

    • Artistas de la exposición  
    • Roman Klonek

      Roman Klonek es conocido por liderar el movimiento del arte gráfico alemán. Cuando era estudiante de la academia de bellas artes descubrió su primera xilografía. Sus impresiones tienen siempre un carácter humorístico repletos de color y paisajes fantásticos llenos de personajes bizarros. Letreros exóticos llenan las obras de Klonek, abriendo más preguntas que respuestas y haciéndonos la tarea más difícil de descifrar el sentido de la obra. Por el momento Klonek ha creado su propio cosmos personal de criaturas extrañas inspiradas en primera línea por los primeros dibujos animados americanos de su infancia.